Dollar
Compra   $ 17
Venta   $ 18
Director: Manuel Cabrera, Gerente: Laura Carmona. Hoy es Lunes 21 de Mayo del 2018 Ciudad Juárez, Chih. MX  
 Buscar 
 
 
¿Este arroz ya se coció? Héctor Aguilar Camín ¿Este arroz ya se coció? Héctor Aguilar Camín
No hay conferencia o conversación sobre las elecciones que vienen donde no aparezca la pregunta: “¿Este arroz ya se coció?”. Vale decir: ¿es irreversible el triunfo de López Obrador?

Mi respuesta suele ser afirmativa, pero suele suscitar la pregunta siguiente: ¿esto es un hecho, no hay resquicio para otro resultado?


La gallera en Tijuana Carlos Marín La gallera en Tijuana Carlos Marín
A medida que se aproxima la elección del próximo Presidente de la República, las propuestas de gobierno han ido perdiendo terreno frente a la incontinencia de los candidatos para descalificarse a través del recurso fácil del insulto.

Rafa Márquez, por favor, no te dejes humillar Carlos Puig Rafa Márquez, por favor, no te dejes humillar Carlos Puig
El señor que dirige la selección mexicana sacó una lista “preliminar” para competir en la Copa Mundial de Rusia. La lista era más larga que la cuaresma, cosa que por cierto no hacen otros equipos, que dicen los que quieren llevar y ya está.

Arca, los combustibles y ciberataques J.Jesús Rangel M. Arca, los combustibles y ciberataques J.Jesús Rangel M.
Arca Continental es la segunda embotelladora de Coca-Cola más grande en América Latina con presencia en Estados Unidos. En 2017 sus ventas netas consolidadas alcanzaron 100 mil 419 millones de pesos y para este año prevé invertir 12 mil millones.


Este debate no cambiará tendencias Jorge Fernández Menéndez Este debate no cambiará tendencias Jorge Fernández Menéndez
La pregunta más importante después del debate de anoche es si han cambiado las preferencias electorales, si de la mano con ello hubo ganadores claros o si se ha confirmado algo nuevo respecto a los candidatos. Y la verdad es que no creo que el debate haya cambiado demasiado las cosas. Sí, exhibió carencias y luces, pero será muy difícil que muchos cambien sus votos después de este debate.


Frentes Políticos I. Debate más suelto. Frentes Políticos I.   Debate más suelto.
El segundo debate tuvo un formato más ligero que el anterior, lo que permitió a los candidatos mostrarse un poco más, sin embargo, no le bajaron al tono de sus reclamos y gran parte del tiempo se fue en discusiones inútiles.

Pepe Grillo Desde la frontera norte Pepe Grillo Desde la frontera norte
La alerta sísmica sacó a todos de sus casas y del letargo dominical para atender el segundo debate entre candidatos presidenciales.

La dinámica del debate, con preguntas del público, protagonismo de los moderadores y movimiento de los candidatos en el escenario, contribuyó a mantener la atención.


Ráfagas -Agandalla bardas el “Cabrito” Ráfagas  -Agandalla bardas el “Cabrito”
CAMPAÑAS.- A unos días de iniciar las campañas locales, el nerviosismo de las distintas casas de campaña de los candidatos a diputados federales, en la capital, provocó que algunos optaran por realizar acciones riesgosas e innecesarias con tal de anclar el nombre de su candidato en la mente de los electores.

El Diario No provoca daños debate en tendencias El Diario  No provoca daños debate en tendencias
Hubo fuertes intercambios de salvas pero pocos daños en las principales trincheras. Hubo inclusive menos tensión que durante el primer debate aunque ahora los adjetivos hayan subido de tono.

Cuando gobiernan sicópatas Por Rafael Navarro Barrón Cuando gobiernan  sicópatas  Por Rafael Navarro Barrón
De acuerdo a una versión publicada en el Diario de Chihuahua –confiable, por cierto- el político, Alejandro Gutiérrez Gutiérrez, La Coneja, tuvo la oportunidad de utilizar un teléfono (¿de la prisión? ¿de su abogado? ¿de algún reo con privilegios?), hablar a la redacción del periódico, propiedad de Osvaldo Rodríguez y otorgar una entrevista exclusiva que conmocionó a los políticos mexicanos que siguen el caso.

Un rinconcito Hoy de Cristo para ti: Practicantes Un rinconcito Hoy de Cristo para ti: Practicantes
La vida es más fácil cuando aprendemos a que dependemos de Dios y es mas difícil cuando nos olvidamos de Él.

A veces las mismas situaciones de la vida hacen que perdamos el enfoque del cristianismo, a veces podemos estar “cerca de Dios” y al mismo tiempo muy lejos.









Internacional / « Por qué es polémico el multimillonario plan de infraestructura de Trump que algunos en Estados Unidos llaman "una estafa"»
    Fecha: 13 de Febrero del 2018 | Reportero(a) Manuel J. Garcia

    Imprimir Enviar a un Amigo

Por qué es polémico el multimillonario plan de infraestructura de Trump que algunos en Estados Unidos llaman "una estafa"
Por qué es polémico el multimillonario plan de infraestructura de Trump que algunos en Estados Unidos llaman "una estafa"

 

El tan anticipado plan para modernizar las infraestructuras de Estados Unidos de Donald Trump es para algunos "una estafa".

Trump quiere que el Congreso autorice US$200.000 millones durante una década para gastarlos en carreteras, autopistas, puertos y aeropuertos. Y espera que los estados y el sector privado estimulen el desarrollo con otros US$1,3 billones.

Si quienes lo apoyan defienden la necesidad de modernizar las envejecidas infraestructuras del país, los críticos dicen que busca en realidad privatizarla, beneficiando a las corporaciones con descuido para el medioambiente.

El proyecto, una promesa electoral de Trump, es parte de una propuesta presupuestaria de US$4,4 billones que abandona el objetivo de larga data de los republicanos de balancear las cuentas federales en el transcurso de una década.

"Hemos gastado US$7 billones en Medio Oriente, US$7 billones. Qué error", dijo el lunes el presidente desde la Casa Blanca.

"Y estamos intentando construir carreteras y puentes, y arreglar puentes que se están cayendo y nos cuesta conseguir el dinero y es una locura", continuó.

Image caption El plan de infraestructura de Trump fue una de sus promesas de campaña en 2016.

¿Qué dice la propuesta?

Un funcionario de alto rango del gobierno que declaró a los medios el pasado fin de semana dijo que la inversión de US$200.000 millones se pagaría de "ahorros de otras áreas del presupuesto federal".

El plan contempla que US$50.000 millones de fondos públicos se destinen a modernizar la infraestructura en zonas rurales, muchas de las cuales votaron por Trump en las elecciones presidenciales de 2016.

La propuesta incluye US$100.000 millones para un programa de incentivos "para estimular fondos dedicados adicionales de los estados, localidades y del sector privado".

Los fondos dedicados estatales deben, por ley, destinarse o apartarse para un propósito específico.

Image caption "Estamos intentando construir carreteras y puentes y arreglar puentes que se están cayendo y nos cuesta conseguir el dinero y es una locura", dijo Trump.

El gobierno estadounidense también quiere obtener US$20.000 millones en préstamos y bonos para financiar proyectos que incluyan servicios como transporte y agua.

El proyecto les permite a los estados añadir o aumentar los peajes en autopistas interestatales, y cobrar tarifas por utilizar las zonas de descanso en las autopistas.

Sin embargo, les prohíbe a los estados cobrar por "servicios esenciales como el agua o el acceso a los baños".

El plan también busca reducir el tiempo requerido para obtener permisos ambientales.

El gobierno de Trump tiene planeado vender los aeropuertos Reagan National y Dulles International, cerca de Washington DC, como parte del proyecto.

"El gobierno federal es propietario y opera cierta infraestructura que sería más apropiado que estuviese en manos de entidades estatales, locales o privadas", indica el plan.

¿Un puente legislativo a ninguna parte?

Análisis de Anthony Zurcher, corresponsal de la BBC en Washington

Si hay algo que aman los políticos, es gastar dinero en infraestructura. Crea empleos, complace a los comercios y les da a los funcionarios algo tangible para resaltar cuando los electores preguntan qué han hecho por ellos últimamente.

Así que es un logro bastante notable que el gobierno de Trump haya ideado un plan de infraestructura que probablemente goce de popularidad limitada y sea difícilmente aprobado en el Congreso.

El problema principal para la Casa Blanca es que la propuesta no designa nuevos fondos para puentes, vías férreas, carreteras y túneles. En cambio, recomienda retirar dinero de otros programas gubernamentales, aunque le deja al Congreso la tarea poco envidiable de determinar de dónde recortar.

Además, el plan se apoya fuertemente en los estados y las localidades para que paguen por los proyectos. Por lo general, sus presupuestos siempre están apretados y recortes recientes a las deducciones federales por estado y los impuestos locales harán que sea más difícil generar ganancias.

Luego está el componente de financiamiento privado en la propuesta. Aunque parece atractivo en teoría, el cobro de peajes y tarifas que llenan los bolsillos corporativos han sido tradicionalmente impopulares entre los estadounidenses.

Esto no significa que no se aprobará una ley de infraestructura. Las probabilidades son, sin embargo, que lo que el Congreso apruebe sea muy diferente a lo que presentó el lunes la Casa Blanca.

"Estafa"

La propuesta ya enfrenta una dura oposición.

No ofrece tanto financiamiento nuevo del gobierno federal como quieren los demócratas. Estos han abogado por una inversión en infraestructura pública de cinco veces el monto propuesto por Trump.

"Después de un año lleno de alardes vacíos, el presidente finalmente dio a conocer una débil estafa de infraestructura que no satisface en lo absoluto lo que necesitan las comunidades en Estados Unidos", dijo la líder demócrata de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Después de un año lleno de alardes vacíos, el presidente finalmente dio a conocer una débil estafa de infraestructura"

Nancy Pelosi, líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes de EE.UU.

En la derecha, es probable que los halcones antidéficit rechacen cualquier gasto nuevo a menos que se puedan encontrar ahorros en otras partes del presupuesto.

Algunos críticos dicen que el plan del gobierno es un intento de privatizar la infraestructura del país, transfirieron la carga de los costos a los estados, lo que pasaría a su vez a los ciudadanos.

Los ambientalistas, por otra parte, señalan que la idea de acortar el proceso de revisión para conceder permisos aumentaría los riesgos para la vida salvaje vulnerable.

Image caption Los que apoyan la propuesta dicen que ayudaría a que EE.UU. sea un líder global en la "infraestructura del siglo XXI".

"Es una estafa para forrar los bolsillos de los contaminadores corporativos al eviscerar las protecciones ambientales", dijo el Center for American Progress, un centro de estudios de tendencia liberal.

Pero un prominente grupo de negocios no tuvo más que halagos para el plan del presidente.

"Podría ayudarnos a reclamar nuestro legítimo lugar como líder global de la verdadera infraestructura del siglo XXI", declaró Jay Timmons, director de la Asociación Nacional de Manufactureros de EE.UU. (NAM, por sus siglas en inglés).

¿Qué pasa ahora?

El gobierno explicó que la propuesta es un punto de partida para las negociaciones.

Image caption Los gobiernos locales tendrían que cargar con la mayoría de los costos bajo el proyecto de Trump.

Pero Trump lo ha convertido en una prioridad legislativa para este año, cuando se avecinan las elecciones parlamentarias de noviembre.

El mandatario se reunió con funcionarios estatales y locales el lunes, incluidos los gobernadores de los estados de Wisconsin, Luisiana, Virginia y Maine.

Trump intentará vender la propuesta a líderes del Congreso el próximo miércoles.

 

  » Escriba su comentario de esta nota
Su Nombre:
 
Su eMail:
 
Su Pagina Web:
 
Su Comentario:
 
Código
Verificador:

(Repita el código porfavor)
 
 


 
 
 



Todos los Derechos Reservados EnLaGrilla.com Patrimonio de la humanidad 2009

Se autoriza la reproducción total o parcial del contenido de esta página sin necesidad del consentimiento del autor.


Desarrollado por BACKEND Diseños Web